Con el apoyo del Instituto de Turismo del Meta (ITM), más de 300 niños de las instituciones educativas de Puente Amarillo y Caney Alto del municipio de Restrepo se capacitaron en avistamiento de aves, a través de un taller práctico en las instalaciones del Bioparque Los Ocarros.

Estos talleres se desarrollan con el fin de fortalecer el aviturismo generando así una cultura y protección de los recursos desde los más pequeños, afirmó Haidy Villalba Moreno, subdirectora técnica del ITM.

La funcionaria señaló que fortalecer el avistamiento de aves en el Meta es una estrategia que permite consolidar este producto para la región, y hacerlo con los niños y en el Bioparque Los Ocarros es un objetivo que permite contrarrestar la falta de visitantes a este lugar por el cierre de la vía Bogotá – Villavicencio, y trabajar igualmente en el sentido de pertenencia por parte de los menores.